Frigorifico con alimentos

La garantía de deterioro de alimentos refrigerados está incluida en el seguro de hogar y mediante esta se garantiza el posible deterior de alimentos refrigerados en el refrigerador y el congelador; suele ampliar la cobertura a los medicamentos que hayan quedado inutilizables, todo ello a consecuencia de:

  • Paralización y/o averia de la nevera o congelador por elevación de la temperatura del frigorífico o congelador, escape fortuito del líquido o gases refrigerantes, etc…
  • Fallo en el suministro de energía eléctrica.

En caso de fallo de energía eléctrica, deberá aportarse justificante documental de la empresa suministradora, y en caso de avería, deberá presentarse la factura de reparación.

Alguna de las exclusiones más comunes de esta cobertura suelen ser:

  • Cuando el aparato frigorífico o equipo de refrigeración/congelador tiene más de 10/15 años.
  • Daños al propio aparato.
  • Cuando la paralización del suministro eléctrico es inferior a 6 horas consecutivas.
  • Daños que puedan causar los bienes al deteriorarse.

Estas son exclusiones que se mencionan a modo de ejemplo por ser las más comunes, aunque cada aseguradora fijará las que considere en sus condicionados.

Es también una garantía sujeta a límites “a primer riesgo”, es decir, hasta una cantidad pactada (300€, 600€, etc.).

¿Cómo debemos de actuar en caso de un siniestro de este tipo?

  • Debemos tomar fotografías de todos los alimentos o medicamentos dañados debido a que no podemos mantener los alimentos hasta que acuda un perito. De modo que utilizaremos la prueba visual.
  • Escribir una lista de los alimentos y medicamentos dañados, reflejando la marca y la cantidad, e indicar el coste de los mismos si lo recordamos, al menos de forma aproximada.