Mercadillo en la calle con clientesLos puestos de venta en mercados ambulantes necesitan disponer de una póliza de seguro que cubra cualquier hecho que pueda ocasionar un perjuicio económico a un tercero; es lo que se denomina seguro de responsabilidad civil y, aunque muchos comerciantes los contratan voluntariamente, muchas administraciones locales llevan tiempo solicitándolos para permitir realizar las actividades de venta ambulante en sus municipios.

Las coberturas de las pólizas de seguro destinadas a cubrir la responsabilidad civil de los puestos de venta ofrecen coberturas de:

-Explotación: la actividad propia del puesto de venta, daños ocasionados por la caída de elementos del puesto sobre personas u objetos o los producidos durante las fases de carga y descarga, etc.

-Responsabilidad civil patronal, en caso de tener empleados.

-Responsabilidad civil de los productos suministrados, cuando estos han sido elaborados por el propio vendedor.

-Gastos de defensa y fianzas para cubrir los gastos legales de una posible reclamación.